Noticias
Cargando...

Pequeña introducción a la NCAA 2016-17 (II)


La semana pasada comenzaos con esta pequeña introducción a la liga universitaria. En primer lugar presentamos 5 de los mejores equipos de la NCAA, posiblemente los 5 favoritos a ganar el campeonato nacional. Aun así cada año suelen haber sorpresas, cualquier equipo puede llegar más lejos de lo que se podía esperar o puede que el año se eche a perder a mitad de la temporada. Es por esto que os presentamos otros 5 equipos, conjuntos que por plantilla o juego podrían aspirar a hacer grandes cosas esta temporada. Así pues, comencemos:

6. Oregon Ducks
Entrenador: Dana Altman
Récord 2015-16: 31-7
March Madness: Elite 8
Recruits destacables:

Los tiempos post Joseph Young (Indiana Pacers) se atisbaban complicados en Oregon, el alma del equipo abandonaba la universidad después de ser la estrella en sus dos años con la camiseta de los Ducks. Pues bien, visto lo visto no está siendo tan duro, la temporada pasada consiguieron nada más y nada menos que llegar hasta el Elite 8, donde cayeron ante la Oklahoma de Hield. Este año cuentan con más experiencia, mejores jugadores y un banquillo con algunas piezas interesantes que deberían permitirles llegar lejos, quizá más allá de donde quedaron eliminados la temporada pasada.

Al parecer esta temporada contarán con Dylan Ennis, transfer estrella de la temporada pasada que solo pudo disputar 2 partidos y al cual se le ha otorgado un año más para jugar. Este será sin duda el mayor refuerzo de los Ducks, pues en el recruit no han conseguido grandes estrellas. Aun así podemos destacar algún que otro jugador como Payton Pritchard, un base que ha pasado bastante desapercibido dentro de una buena clase y que puede sorprender desde el banquillo. Así pues, el equipo de Oregon cuenta con un equipo sólido, experimentado y versátil, capaz de llegar lejos dentro de una PAC-12 en la que tienen muchas posibilidades de acabar en lo alto de la clasificación.

Posible quinteto: Dylan Ennis-Tyler Dorsey-Dillon Brooks-Jordan Bell-Chris Boucher
El quinteto de Oregon cuenta con un backourt de gran calidad. Dylan Ennis sorprendió al pedir el transfer desde Villanova, tal vez buscando ser titular, y en Oregon tiene un equipo donde puede ser importante. Un jugador que puede dirigir el juego de los Ducks y anotar gracias a su capacidad para encarar el aro. A su lado Tyler Dorsey, un jugador con gran talento anotador, con muchos recursos pero que necesita fortalecer su cuerpo. Como alero tendremos a la estrella del equipo, Dillon Brooks. El alero canadiense deberá ser la referencia del equipo dirigido por Altman un año más, tras la marcha de Young, fue el propio Brooks el que asumió la responsabilidad anotadora y se convirtió en la cara del equipo. Por dentro contamos con una pareja interesante, por un lado Jordan Bell ha demostrado que es un jugador que posee grandes capacidades atléticas, esta temporada deberá mostrar si su juego va más allá de eso. Chris Boucher es un jugador con un físico increíble, a falta de ganar algo de peso claro, un jugador que corre bien la pista, defiende el aro con solvencia y sabe jugar por encima de él, un interior que será imprescindible para los Ducks esta temporada.

Desde el banquillo podemos destacar a 3 jugadores, el ya comentado Pritchard, Dwayne Benjamin y Casey Benson. Tanto Prtichard como Benson serán los encargados de dar frescura al perímetro de Oregon, distribuir el juego y anotar algunos puntos desde el banquillo. Benjamin, por su parte, deberá actuar como suplente de Brooks o como 4 en situaciones de small ball, aportando algo de defensa y rebotes.



Estrella: Dillon Brooks, JR (16.7pts-5.4reb-3.1asist) 
Este alero canadiense no es precisamente una bestia atlética, sino más bien un buen jugador de baloncesto. Brooks es un alero que necesita mejorar bastante su tiro desde la larga distancia, que puede que no sea el más veloz o el que mejor manejo tenga, pero es un jugador que tiene mucha fuerza, que define muy bien cerca de canasta y que sabe jugar cerca del aro con solvencia. Dillon es a su vez un jugador que recurre a la línea de tiros libres, su agresividad de cara al aro le permite sacar bastantes faltas y situaciones de 2+1. Además, esta agresividad la muestra también en situaciones de contrataque, donde corre bien la pista, finaliza duramente en transición y sabe dar el último pase. El alero de Oregon se muestra también como un pasador aceptable gracias a si comprensión del juego. Por otro lado podemos ver que Brooks tiene un físico de los denominados tweener, no es lo suficientemente alto para defender a un ala-pívot pero tampoco lo suficiente rápido como para parar a un alero, esto puede llevarle problemas ante jugadores de mayor calidad o más rápidos. Aun así cabe destacar su intensidad atrás, muestra oficio y buena mano para cortar las líneas de pase.


7. Xavier Musketeers
Entrenador: Chris Mack
Récord 2015-16: 28-6
March Madness: Sweet 16
Recruits destacables:

La universidad de Xavier puede que sea la que más sorprenda dentro de este ranking. No son un equipo que acapare focos ni consiga grandes recruits, pero sí son un equipo capaz de dar la cara ante cualquiera. Los Musketeers son un equipo que no destaca por tener un ataque demoledor o un juego espectacular donde abunden los triples, pero son un conjunto ordenado sobre la pista, que aseguran el rebote en los tableros y actúan como un bloque muy unido. Fruto de este trabajo fue su participación en el Madness con un resultado más que digno para las expectativas del equipo (cabe recordar que su jugador clave en los últimos años, Matt Stainbrook (Crailsheim Merlins), había abandonado la universidad tras graduarse) respecto a dicho torneo.

Esta temporada, tras las diferentes bajas que han sufrido los Villanova Wildcats, tendrán la oportunidad de luchar por estar en lo más alto de la Big East, una conferencia que en los últimos años parece estar creciendo. Así pues, para luchar por su objetivo, el equipo de Xavier cuenta con un conjunto que ya acumula muchos minutos juntos, que posee un perímetro con calidad y potencial para dar un paso adelante respecto a la pasada temporada.

Posible quinteto: Edmond Sumner-J.P Macura-Trevon Bluiett-Rashid Gaston-Sean O’Mara
El conjunto dirigido por Chris Mack ha suspendido indefinidamente a Myles Davis tras verse implicado en problemas extradeportivos. Davis, en un principio, iba a ser el base del equipo y pieza fundamental dentro del mismo. Tras esta baja, Edmond Sumner deberá asumir el puesto de base titular, el sophomore ya cuajó una gran temporada freshman sorprendiendo a casi todo el mundo, esta deberá formar junto a Macura un backourt capaz de dirigir al equipo con solvencia y sostener parte de la anotación del equipo. En este apartado, la pieza fundamental es Trevon Bluiett, tal vez el mejor jugador del equipo, un chico todoterreno que se destapó la temporada pasada como el líder del mismo. Por dentro se espera que la pareja formada por Gaston y O’Mara se muestre a un nivel acorde al resto del equipo. Gaston llega vía transfer desde Norfolk State y debería aportan anotación interior, algo que hace bastante falta a los Musketeers, y rebotes, faceta donde se ha mostrado hasta el momento como un jugador más que decente.

El mayor problema de los de Mack será la profundidad, ya que con la baja de Myles Davis, y a la espera de ver como rinden una clase de freshman poco destacable, no hay jugadores que hayan demostrado mucho en la competición.

Estrella: Trevon Bluiett, JR (15.1pts-6.1reb-2.2asist)
Bluiett es un alero que de cara a los profesionales podría jugar de escolta debido a su tamaño, aun así tiene las medidas suficientes como para que su altura no sea un gran problema ya que su fuerza le permite enfrentarse a jugadores más grandes que él. El jugador nacido en Indianapolis se ha destapado como un gran anotador desde su temporada freshman, mejorando sus porcentajes desde la larga distancia y asumiendo la responsabilidad de ser la referencia del equipo. Este poderoso alero no cuenta con una capacidad atlética impresionante pero entiende bien el juego, algo que le permite ser eficiente en sobre la cancha. Bluiett no es un alero pasador, pero sí cuenta con una visión que le permite doblar balones cuando penetra o encontrar a los jugadores libres. Esto, unido a un instinto anotador y su gran cantidad de recursos ofensivos, hace de Trevon un jugador muy a tener en cuenta en la Big East, candidato a ser el mejor jugador de la conferencia.

No podemos decir que se trate de un jugador con gran calidad defensiva, su floja capacidad atlética le puede hacer sufrir ante jugadores muy veloces. Si bien tiene la fuerza necesaria para aguantar a cualquier alero en el poste, no tiene la velocidad de pies suficiente como para defender el perímetro a un gran nivel, algo que en un equipo como Xavier es importante, pues su defensa interior es todavía una incógnita de cara a esta temporada.



8. Michigan State Spartans
Entrenador: Tom Izzo
Récord 2015-16: 29-6
March Madness: 1ª Ronda
Recruits destacables: Miles Bridges (#3 A), Joshua Langford (#3 E), Cassius Winston (#5 B) y Nick Ward (#11 AP)

En esto de la NCAA hay todo tipo de entrenadores y luego están los genios, Izzo es posiblemente uno de estos últimos. Cada año consigue que Michigan State se muestre como un conjunto competitivo, como un bloque capaz de ganar el torneo nacional, muestra de ello es su porcentaje de victorias en los 22 años que lleva casi como entrenador principal (antes como asistente) de los Spartans, 71.9%, casi nada. Este año tiene una tarea más que complicada, pues de los jugadores principales (Denzel Valentne, Bryn Forbes…) de la temporada pasada solo vuelven 3, Eron Harris, Lourawls Nairn Jr y Matt McQuaid. Aun así cabe decir que la clase que ha conseguido reclutar Tom Izzo es espectacular. Michigan State contará esta temporada con tres grandes freshman en el perímetro, que aportarán profundidad y calidad al banquillo, pero sobretodo contarán con versatilitadad, pues el propio Izzo ha afirmado que sobre la pista necesita a gente que haga de todo. Así pues podemos afirmar que Langford, Winston, Ward y sobretodo Bridges, tendrán un papel importante desde el principio, pues en Michigan State se ha acabado un ciclo que debe comenzar una “reconstrucción” y ellos son las bases de esta.

Los Spartans deberán mostrarse este año como su propio nombre indica, como auténticos espartanos. Su objetivo es aproximarse a los resultados logrados la temporada anterior e intentar superar la primera ronda, algo que no se consiguió la temporada anterior.

Posible quinteto: Lourawls Nairn Jr-Eron Harris-Miles Bridges-Gavin Shilling-Nick Ward
Muchas caras nuevas podremos ver este año en los Spartans. En primer lugar, como base titular del equipo, se espera a Lourawls Nairn Jr, un jugador en el que se tienen puestas muchas esperanzas, un base que debe organizar el juego de los de Izzo y darle sentido a un ataque que necesita mostrar todas sus opciones desde el principio, pues la inexperiencia como bloque de estos jugadores dificulta bastante el apartado defensivo. A su lado Eron Harris, un chico eficiente desde la línea de 3, un chico multiusos que debe aportar la experiencia que posee y ser el líder en el vestuario. Por detrás de ellos se espera que tanto Winston como Langdord puedan aportar frescura y revoluciones desde el banquillo. Como alero titular y posiblemente como mejor jugador del equipo tenemos a Miles Bridges, un jugador que llega bastante tapado respecto a su calidad, pues incluso el propio Izzo está sorprendido por la calidad y versatilidad de este enorme jugador. En el juego interior encontramos a Schilling y Ward, una pareja que deberá aportar solvencia interior ya que tras la lesión de Ben Carter la profunidad interior será un problema a tener en cuenta, pudiendo incluso jugar minutos de small ball con bastante frecuencia.

Estrella: Miles Bridges, FR
Miles Bridges, o posiblemente el jugador más tapado en esta clase, un jugador que puede destacar desde el minuto uno en los Spartans. Bridges posee una buena altura para el puesto, una capacidad atlética decente que le permite ser un peligro en transición, con manejo de balón suficiente para crearse situaciones favorables y agresividad de cara al aro. Este poderoso alero es también un gran tirador, capaz de anotar en C&S desde la línea de 3, dominar la media distancia o machar con brutalidad. Nos encontramos ante un jugador que realmente no tiene puntos débiles grandes en su juego más allá de su falta de explosividad, pues se muestra como un pasador muy decente y un defensor con potencial. La IQ de Bridges hace de él un jugador perfecto para ayudar en la distribución del juego, su tamaño le permite jugar de alero y ala-pívot, causando estragos gracias a su manejo y doblando balones en situaciones de penetración tras el desajuste. Respecto al apartado defensivo podemos afirmar que es un jugador con la velocidad de pies suficiente como para defender a cualquier alero aunque si bien podría defender ante jugadores muy explosivos, puede reponerse gracias a su envergadura y uso de su cuerpo para parar al jugador. Esta temporada deberá ser la pieza sobre la que el sistema ruede, un líder en la pista, algo para lo que tal vez no esté preparado, solo el tiempo nos lo dirá.



9. Gonzaga Bulldogs
Entrenador: Mark Few
Récord 2015-16: 28-8
March Madness: Sweet 16
Recruits destacables: Zach Collins (#5 P)

Gonzaga es un equipo que ha dominado brutalmente su conferencia, más aún desde la llegada de Mark Few, pues en 15 de las últimas 17 temporadas han conseguido acabar primeros en la WCC. En los últimos años se han marchado hombres importantes como Pangos (Zalgiris Kaunas), Sabonis (Oklahoma City Thunder) o Wiltjer (Houston Rockets), jugadores que sin duda eran importantes en los esquemas de los Bulldogs. Esta temporada cuentan con un conjunto con calidad, que si bien no tiene mucha experiencia jugando en conjunto, sí tiene calidad de sobra como para hacer una gran temporada. Respecto a la temporada pasada encontramos muchos cambios sí, pero en el apartado de incorporaciones no se pueden quejar en Gonzaga, pues el equipo va a disponer de jugadores con experiencia, con diferentes perfiles que le pueden brindar diferentes variantes a los esquemas de Mark Few y sobretodo con hambre de demostrar. En primer lugar y como refuerzo más importante encontramos a Nigel William-Goss, jugador que salió de Washington y eligió a los Bulldogs por encima de equipos como Michigan State, un jugador que se encuentra entre los mejores bases de la competición. Además y también en el perímetro, encontramos a Jordan Mathews, un gran anotador y ya por dentro Jonathan Williams, un refuerzo más que necesario tras la marcha de Sabonis y Wiltjer.

Respecto al recruit, este año llega Zach Collins, un jugador que debería entrar poco a poco en la rotación y coger importancia a lo largo del año, pensando más en años venideros que en este, pero siendo conscientes de que es un jugador que puede sorprender a más de uno. De esta forma podemos ver que en Gonzaga han apostado más por un proyecto basado en jugadores ya experimentados, que deberían ayudar a Josh Perkins, posiblemente jugador con mayor calidad del equipo, a llevar a los Bulldogs a lo alto de la conferencia un año más.

Posible quinteto: Nigel William-Goss-Josh Perkins-Jordan Mathews-Jonathan Williams-Przeme Karnowski
Mark Few contará esta temporada con muchas caras nuevas, pero no debería tener problema en formar un equipo cohesionado, que vaya mejorando a lo largo de la temporada. La temporada pasada se mostraron como un equipo muy ordenado ofensivamente, eficaz en el lanzamiento y dominante en el rebote. Esta temporada tienen armas para repetir los resultados del año anterior, por un lado tienen a uno de los mejores bases de la NCAA, Nigel William-Goss, un base que aportará sentido al juego de los Bulldogs. A su lado Josh Perkins y Jordan Mathews completando un perímetro capaz de anotar muchos puntos, ya sea desde el triple, la media distancia o aprovechando los espacios que les permitan penetrar hacia canasta. Por dentro encontramos a Jonathan Williams, un jugador que si mejora sus porcentajes desde la larga distancia puede ser clave en el sistema de Few, pues su capacidad reboteadora y la anotación que pueda aportar en la zona se presentan ya como un sustento importante en el ataque de Gonzaga. A su lado el RS senior Karnowski, un jugador enorme que debe suponer un cerrojo en la zona de los Bulldogs y una amenaza constante en los tableros. Tras ellos, y a la espera de lo que pueda aportar Collins, no hay gran cosa, por lo que cabe esperar para ver el rendimiento del banquillo de los de Mark Few.

Estrella: Josh Perkins, SO (10.1pts-3.3reb-4.1asist)
En Gonzaga hay un diamante en bruto, un jugador que ha demostrado que puede hacer grandes cosas si le dejan y ese es Josh Perkins. Estamos ante un combo que si tuviera unas capacidades atléticas superiores podría estar entre los mejores jugadores de su posición. Aun así, y pese a tener varios problemas en el apartado defensivos, tanto por falta de esfuerzo como por falta de altura o fuerza para aguantar a jugadores de mayor tamaño, Perkins se ha destapado como un jugador a tener en cuenta. El combo de los Bulldogs posee un manejo de balón muy bueno para la posición, una gran visión de juego que le permite ser muy peligroso en transición y buscar los puntos débiles de la defensa y una talento anotador que le convierte en una arma muy peligrosa. Josh Perkins es un jugador capaz de anotar desde fuera, ya sea desde el drible o en C&S, que es creativo con el balón en las manos y puede fabricar sus propios tiros y que además se atreve a penetrar, donde muestra buen toque cerca de canasta. Si todo va bien, podría formar junto con William-Goss uno de los perímetros más interesantes de la NCAA, pues la química entre ambos es la clave para que el juego de Gonzaga sea dinámico y sorprendente. Ambos dominan el P&R, ambos tienen visión de juego, ambos tienen lo necesario para dar espectáculo cada noche, pero de ambos, solo Perkins tiene el tiro que le hace el jugador más letal en el ataque de los de Mark Few.

10. LouisvilleCardinals
Entrenador: Rick Pitino
Récord 2015-16: 23-8
March Madness: No participa
Recruits destacables: V.J King (#5 A)

Si antes hemos hablado de un grande como Tom Izzo ahora toca hablar de Pitino, un hombre que no se queda corto para nada. A sus espaldas nada más y nada menos que 40 años en los banquillos, los últimos 16 en Louisville, equipo donde ha conseguido un título nacional, convirtiéndose en el primer entrenador de la historia que consigue el logro con dos universidades diferentes. Tras ganar este título nacional, el equipo ha ido sufriendo un gran número de bajas que han hecho de este proyecto un equipo aún en construcción. La temporada pasada fue la primera piedra de este bloque que está formando Pitino, tras la marcha de jugadores tan importantes como Montrezl Harrell (Houston Rockets), Terry Rozier (Boston Celtics) o Wayne Blackshear (Giorgio Tesi Pistoia), los Cardinals están intentando montar un bloque que les permita volver a competir por todo tras una temporada muy decepcionante (ni siquiera jugaron el March Madness).

La temporada pasada, el equipo de Louisville se mostró eficiente de cara a canasta, dominante en el rebote ofensivo e intensivo defendiendo el aro, pero sobretodo se mostraron como un conjunto a gran nivel defensivo, acabando como la sexta mejor defensa de la nación, con solamente 61.1 puntos permitidos por partido. Pese a que esta temporada no podrán contar con jugadores como Damion Lee (Boston Celtics) o Chinanu Onuaku (Houston Rockets), los Cardinals cuentan con un equipo muy capacitado para plantar cara a los grandes equipos de la competición, pues se han reforzado con Tony Hicks vía transfer desde Pennsylvania y VJ King vía recruit, un jugador que sin duda habrá que tener en cuenta.

Posible quinteto: Quentin Snider-Donovan Mitchell-Jaylen Johnson-Raymond Spalding-Mangok Mathiang
Tras la marcha de Rozier, Quentin Snider asumió los mandos del equipo y es sin duda el jugador que comanda este conjunto. A su lado tendremos a Donovan Mitchell, un jugador muy explosivo, con una gran capacidad de salto, un chico que debería asumir esta temporada un papel más importante que la pasada temporada y consolidarse como una de las vías de anotación principales en este equipo. Desde el banquillo podremos ver al experimentado Tony Hicks aportando veteranía y anotación gracias a su dominio de la media distancia. En los puestos de alero y ala-pívot se va a producir una competición por los puestos de titular, pero en principio Jaylen Johnson y Raymond Spalding parten como favoritos,  ambos son jugadores que aportan rebote, defensa y centímetros a una defensa que cuenta con un backourt bastante escaso de estos. Por detrás dos jugadores muy a tener en cuenta, quien sabe si con el tiempo pueden hacerse con el puesto de titular: Deng Adel y VJ King. El primero, tras una temporada donde no ha tenido gran protagonismo, es un alero espigado con buen toque cerca de canasta, mientras que King es un jugador muy capacitado atléticamente, con un gran manejo y una intensidad defensiva que el bueno de Pitino agradecerá. Como pívot tenemos a Mangok Mathiang, un jugador clave para los Cardinals, un cerrojo en la zona, un arma de intimidación y rebote que deberá ser el pívot dominante que se espera de él en esta competición.  Supliendo a Mathiang encontramos a Anas Mahmoud, un jugador que si bien necesita ganar algo de peso, tiene unas características muy similares a Mathiang en cuanto a juego.

Estrella: Quentin Snider, JR (9.4pts-2.3reb-3.5asist)
El timón de este barco dirigido por Pitino, la clave para darle sentido al juego de los Cardinals. Snider no es el base más físico o un perro de presa, pero sí es un jugador muy inteligente, un chico que sabe encajar en el sistema defensivo de Louisville y sabe comandar el ataque con solvencia. Ofensivamente es un jugador muy completo, puede anotar desde la larga distancia, suspensiones desde la zona media o penetrar a canasta con buenos resultados ya que, pese a no ser el mejor jugador definiendo cerca del aro, sí que sabe dar el último pase en desajustes defensivos, doblar el balón cuando toca y detectar los puntos débiles de la defensa rival.  Su manejo de balón es muy bueno, lo cual le permite crear errores defensivos en el contrario. Aun así, Quentin Snider es un jugador que va a sufrir mucho ante jugadores rápidos o que realicen un gran despliegue físico sobre el campo, pues carece de velocidad de pies y fuerza para aguantar a este tipo de jugadores.



Acabamos así un top 10 de equipos de cara a la presente temporada, pero cabe recordar que la NCAA es una liga muy amplia y el hecho de que no hayan sido nombrados en este pequeño ranking no quiere decir que no el resto de equipos no tengan posibilidades de hacer grandes cosas, pues equipos como Arizona, Virginia o Wisconsin son conjuntos muy fuertes que deberían ser anotados en cualquier lista. Así pues, una vez acabada la presentación de equipos, volveremos la próxima semana con algunos jugadores interesantes que tal vez debáis de apuntar. 

Por @Jordi_Alfonso_1



Jordi Alfonso

    Comentar con Gmail
    Comenta con Facebook

0 comentarios :

Publicar un comentario